Tipos de horóscopos del mundo

Hay más horóscopos que el que siempre buscas... ¿sabes cuál es tu símbolo en el zodiaco de los mayas, los druidas o los antiguos egipcios?

4/5
6 votos
Me gusta

¿Alguna vez has pensado que tu signo del zodiaco no acierta del todo?

Las civilizaciones antiguas acudían a las estrellas en busca de respuestas, y estudiaron sus efectos sobre las personas. A lo mejor alguno de estos horóscopos encaja mejor con tu personalidad...

El horóscopo maya

El calendario más avanzado de la antigüedad
Siglos antes de que el calendario moderno se inventase, alguien ya había dado nombre a los días según el movimiento del Sol y la Luna en el cielo: Los Mayas.

Según el calendario sagrado Tzolkin, cada mes tiene 20 días y cada día está bajo la influencia de un glifo o símbolo. Tienen nombres tan grandiosos como Serpiente celestial (Chikchan), Terremoto (Kab’an) o… Muerte (Kimi). Eh… vale, ese último no mola mucho. ¡Next!

El horóscopo egipcio

Bajo la estrella de un dios (cuéntame otra)
El mundo de los egipcios giraba en torno a sus dioses, y por encima de todos los demás, adoraban al Sol. En él se basan el calendario egipcio y sus signos zodiacales.

Cada mes egipcio está bajo la influencia de un dios, que afecta a la personalidad y la profesión de los nacidos en esos días. Osea, ¿que si naces en X día te toca ser escriba? Eh… en fin, lo aceptamos porque tiene mucho más glamur ser Ra, Osiris, Anubis o Isis que ser un carnero o un par de peces.

El horóscopo celta

Conoce tus raíces
Los Druidas eran hechiceros y adivinos celtas que vivían en armonía con la naturaleza. Su horóscopo se basaba en la observación de la Luna y en la unión entre los árboles y las personas (un pelín hippies sí que suena).

Tu signo celta es un árbol protector que define tu personalidad y tus valores: si eres un Sauce Llorón probablemente no seas la persona más alegre y entusiasta del planeta. A no ser que no creas en el horóscopo celta, claro.

El horóscopo chino

Entre el ying y el yang
La astronomía China se basa en un sistema sofisticado que tiene en cuenta los planetas para asignar un signo a cada año. Cada símbolo está representado por un animal y se corresponde con un elemento, un planeta, un color y un punto cardinal.

Por ejemplo, si eres del año del caballo, te corresponden el fuego, el color rojo y Marte. Pero si eres del año de la rata… bueno, entonces a lo mejor prefieres otro horóscopo.

¡Suerte que tenemos donde elegir! ¿Con qué horóscopo te quedas tú?

por